Cultura y filosofía Rastafari – Jamaica

A comienzos de los años 30, surgió una corriente, iniciada por Marcus Garvey, que fue un predicador y periodista jamaicano, cuya visión social y espiritual, inspiró a los pobladores de los suburbios de Kingston para crear un movimiento en favor de los derechos de los esclavos negros, siguiendo la consigna de volver a Africa y bajo el lema “Africa para los Africanos”, la filosofía espiritual de un Rastafari es ir por un sendero recto y verdadero siempre con hermandad y bondad.
A su vez, en Etiopía, Haile Selassie llegó al trono 1930; su nombre era Tafari Makonnen, y en etíope rey significa Ras: de ahí el nombre Ras Tafari, y con él la creencia de que Haile Selassie (Ras Tafari) liberaría a los africanos conduciéndoles a una tierra prometida llamada Monte Zion,
Jamaica, con una población negra del 90%, comenzó a promover el panafricanismo, propuesta de hermanamiento del mundo negro que lucharía para arrebatar los poderes al imperialismo blanco.
La visita a Jamaica de Haile Selassie el 21 de abril de 1966 y su encuentro con ancianos rastafaris dio un empujón notable al movimiento, aunque el espaldarazo a nivel mundial fue sin duda causado por Bob Marley, su mejor embajador, ya que Jamaica y la cultura rastafari llevaron su lucha a ritmo de reggae.
Al contrario de lo que sucede con las expresiones culturales tradicionales, se sabe poco sobre la riqueza de conocimientos tradicionales rastafari. Como firmes partidarios y defensores de un modo de vida natural (“i-tal”), los rastafari son, en su mayor parte, vegetarianos. I-tal significa la unidad del individuo con la naturaleza, e incluye una dieta de alimentos naturales que aumentan la energía vital o “livity”. Muchos rastafari son agricultores y, junto con otros jamaiquinos, mantienen los métodos y las prácticas agrícolas y ganaderas tradicionales transmitidas por las generaciones anteriores. Las industrias familiares tradicionales de artesanía rastafari abarcan la producción de obras artísticas, esculturas, joyas y ropa de fibra de coco, plátano, calabaza y otras fibras naturales. Estas producciones suelen incorporar las imágenes, los colores y los símbolos distintivos rastafari.
Delmismo modo utilizan su seña de identidad, las rastas, como símbolo de pureza y paz, las dreadlocks para un rasta significan la melena del león y es algo sagrado que les acompañará a lo largo de su vida.
Su orgullo de raza, de sus colores, de su música y de su cabello son sus señas de identidad y hacen de Jamaica una isla diferente en el mundo entero.